• “Los investigadores hacemos ciencia; es decir, transformamos el dinero en conocimiento. Luego la transferencia se encargará de crear dinero a través del conocimiento. La ecuación es sencilla: lo invertido en ciencia es uno de los motores de calidad de las universidades –y de los países- y se multiplica mediante transferencia. Según estimaciones de la Comisión Europea cada euro invertido puede llegar a rendir hasta once.”
  • “Queremos [en España] investigadores de máximo nivel que surjan de la nada. Un estudio de la OCDE del año 2017 nos coloca como el sexto país por la cola, de veintiocho, en porcentaje de PIB destinado a universidades.”
  • “Hemos creado el modelo Oxford-Ankara. En la mejor tradición del comerciante charlatán hemos concebido la universidad de excelencia a precio de saldo.”
  • “Los avances científicos son el resultado de la constancia y la fuerza de conjunto. Como en las grandes construcciones de los ‘castells’, el éxito proviene de una ‘pinya’, un ‘folre’ y unas ‘manilles’, e incluso ‘puntals’, que permiten que el ‘aixecador’ y la ‘enxaneta’ triunfen, y con ellos toda la estructura. Estos últimos sin el resto no existen. “

Artículo de Rafa Martínez, catedrático de la UB, en El Periódico

Categories: Portada