El profesor que ha ganado el concurso estaría sancionado con una suspensión de empleo y sueldo durante un año y seis meses. Sanción que, sin embargo, no se ha ejecutado.

Uno de los miembros de la comisión que ha juzgado el concurso está expedientado por el mismo caso que el candidato que la ha ganado.

Las irregularidades con las que se les relaciona tienen que ver con la comercialización en el ámbito internacional (Latinoamérica) de un título oficial de la URJC, el máster de Alta Dirección, así como con la irregular gestión de los exámenes en una operativa coordinada con el IDP y las empresas privadas que tenían encomendada la comercialización del máster, que gracias a ello obtenían gran beneficio.

El Comité de Empresa del PDI laboral de la URJC se opuso a la sanción. Se da la circunstancia de que el profesor afectado es también miembro de dicho comité: el sindicato CSIT Unión Profesional lo presentó en sus listas en las últimas elecciones sindicales del 4 diciembre de 2018, cuando ya se le había incoado el expediente.

Notícia en Público

Categories: Portada