Pese a que las clases serán online, los comedores permanecerán abiertos, aunque solo para los becarios. Al igual que las prácticas de laboratorio, en hospitales y “prácticas imprescindibles e insustituibles”, que se podrán realizar. Las facultades estarán abiertas y la actividad de las secretarías y departamentos se desarrollará “con normalidad”.

El Ejecutivo alegó que se habían registrado recientemente 150 contagios en siete residencias universitarias y la universidad respondió que las clases son seguras y que las residencias son organismos privados ajenos a la actividad académica.

Noticia en El País

Categories: Notícies