Persiste la incertidumbre generada por el brexit en lo que atañe a las universidades.

  • Se desconoce si los precios de matrícula se mantendrán para los estudiantes de la UE. De no ser así, podrían triplicarse.
  • A principios del pasado mes de septiembre se acordó que los recién egresados dispondrán de dos años para encontrar empleo en el Reino Unido y así obtener un visado de residencia por trabajo.
  • En caso de un brexit blando, es posible que el programa Erasmus+ se alargue hasta el próximo curso 2020-2021.
  • El Ministerio de Ciencia del Gobierno de España ha indicado que en caso de brexit con acuerdo, se mantendrían los derechos de residencia, trabajo, estudios y seguridad social del personal investigador de la UE en el Reino Unido, siempre que se pueda acreditar la residencia a través del settled status.

Noticia en El Economista

 

Categories: Portada