• Representantes de centros de investigación denuncian que, ocho meses después de que el Gobierno presentase sus acciones urgentes para sacar a la ciencia de su parálisis, la situación en algunos aspectos apenas ha cambiado.
  • En febrero, el ministro de Ciencia anunció un paquete de medidas urgentes para “levantar las cadenas” que oprimían a los laboratorios científicos del país: se refería a las temibles ataduras de la burocracia y al excesivo control de las cuentas. Otra de las medidas era un esperado contrato indefinido para científicos, que pretendía frenar el abuso de la temporalidad e inestabilidad que ha afectado al colectivo durante años.
  • Fuentes de Somma (la alianza de centros de investigación de excelencia) explican que esta modalidad de contrato indefinido con cargo a un proyecto de investigación no tiene respaldo legal, pues no existe como modalidad real en el régimen de la Seguridad Social. Además, no queda claro si esos contratos estarían sujetos o no a los límites de contratación que cada año se fijan desde el Gobierno en función de los presupuestos disponibles.

Noticia en El País

Categories: Portada